10 Consejos para Grabar Videos con un Buen Audio

Conseguir el mejor sonido para tu grabación no es tan simple como comprar un micrófono caro. Hay muchas cosas diferentes que puedes hacer para grabar tu audio más claramente. A continuación, se ofrecen 10 consejos de grabación para obtener un buen audio.

1. Silencia todo lo que no quieras que tu micrófono grabe

Cuando grabas audio, tienes que ser más consciente de los sutiles sonidos que suenan en el fondo. Estos sonidos pueden incluir zumbidos de máquinas con ventiladores, zumbidos de luces y tintineo del collar de su mascota. Observa tu espacio de grabación y encuentra maneras de silenciar todo lo que no quieras en tu grabación de audio para mejores resultados.

2. Pon tu teléfono móvil en modo avión

Aunque puede ser bastante obvio apagar el tono de llamada de tu teléfono cuando estás grabando, puede que no sea tan obvio poner el teléfono en modo avión. Cuando los teléfonos reciben llamadas o realizan búsquedas como parte de sus procesos de fondo, emiten señales que pueden ser captadas por el sistema de grabación. Evite arruinar las buenas tomas con sonidos no deseados de las señales del teléfono poniendo el teléfono en modo avión.

3. Minimizar el eco

Si se graba a sí mismo hablando o cantando, asegúrese de configurar el espacio de grabación de forma que el sonido proyectado por su voz rebote mínimamente en las paredes y vuelva a su micrófono. Las paredes desnudas y los suelos de madera provocarán muchos rebotes. Utiliza materiales que absorban el sonido en lugar de hacerlo rebotar, como una alfombra gruesa o un edredón. Si quieres que tu voz haga eco, es algo que deberías hacer en la postproducción.

4. Impide que el viento llegue a tu micrófono

Aunque puede que no suene tan fuerte y que distraiga al oído desnudo, el viento suena terriblemente fuerte a través de la grabación de un micrófono y puede hacer que su audio se recorte (distorsión de la forma de onda debido a que la salida del sonido excede la capacidad máxima o el punto de 0 dB). Esto incluye el “viento” que sale de tu boca cuando pronuncias palabras que empiezan con la letra “p”. Usa filtros de pops, parabrisas y “deadcats” para impedir que el viento llegue a tu micrófono.

5. Actualiza tu micrófono

Por mucho que intente controlar todo el ruido de su entorno, su mayor limitación de grabación vendrá del hardware que utilice. Mejore sus grabaciones conectando un micrófono externo a la toma de micrófono de la cámara o grabe el audio de forma completamente independiente con un micrófono profesional.

6. Ajuste sus niveles

Antes de pulsar el botón de grabación, compruebe con qué intensidad el micrófono capta el sonido que desea grabar. Ajuste los niveles (sensibilidad del micrófono) hasta que el sonido se sitúe entre -6 dB y -12 dB. Este rango le da a la fuente de su sonido un poco de espacio para que se haga más fuerte sin que el audio grabado se recorte. Cuando escuche por primera vez el audio grabado dentro de este rango, puede sonar muy silencioso. Sin embargo, no hay que preocuparse porque puede aumentar el volumen más adelante en la edición.

7. Empieza con una pista de sonido si planeas hacer alguna sincronización en la postproducción

Si estás grabando un audio separado que planeas sincronizar con el vídeo más adelante en la edición, comienza la grabación con una señal de sonido corta y fuerte como un aplauso o un tono de “pitido” agudo. Más adelante, cuando estés editando, te resultará mucho más fácil encontrar la sección en la que coincidan el vídeo y el audio adicional.

8. Acércate al sonido

A menos que quieras grabar sonido ambiental, acerca el micrófono a la fuente de sonido que quieres grabar. Cuanto más cerca esté el micrófono de la fuente de sonido, menor será la sensibilidad del mismo. Como resultado de la reducción de los niveles, los sonidos que no desee grabar también sonarán más débiles.

9. ADR

Cuando necesites grabar una escena en un ambiente ruidoso en el que tienes muy poco control sobre el ruido, graba voces adicionales más tarde y reemplaza las voces originales mediante un proceso llamado reemplazo de diálogo automatizado.

10. Grabar el sonido ambiente

Recuerde grabar el sonido ambiente o “tono de la habitación”. Puede utilizar estas grabaciones para rellenar los espacios en blanco si se queda sin audio y también para suavizar las partes del audio en las que se escuchan chasquidos, chasquidos y otros ruidos no deseados.

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *